Historia

Con motivo de los II Juegos Deportivos Cruz del Sur, Rosario 1982 (II Juegos Suramericanos), se pensó que era la oportunidad para concretar tan ambiciosa obra que consistía en la canalización y rectificación del cauce del arroyo Saladillo en una extensión de 2.200 metros al este de la Av. Ovidio Lagos. Por ese entonces presidía la Comisión de Regatas del Río Paraná el Sr. Emilio Agnoli, quien con gran entusiasmo se dio a la tarea de gestionar la realización del proyecto.

Se efectuó el llamado a licitación. Comenzó la obra y se ejecutó en un 70% de lo proyectado. Con las obras inconclusas se realizó la Primera Regata Amistad con la participación de tripulaciones de los clubes Rosario Rowing, Regatas Rosario y Remeros Alberdi, sobre una distancia de 1.200 metros. Una copiosa lluvia inundo la excavación en construcción, no se pudo continuar, se dio todo por finalizado y allí se esfumó el ambicioso proyecto de la Cancha de Remo en el Arroyo Saladillo, al sur de la ciudad de Rosario.

En 1984, la entonces Comisión de Regatas del Río Paraná decide, luego de varios años de no hacerlo, disponer la realización de su 170º Regata Oficial que tendría lugar el 11 de marzo de 1984 en la cancha de remo “El Embudo” (Rosario), de modo de mostrarle a la ciudad dónde tiene su sede, el deporte que hace a su existencia. Prevista con varios meses de anticipación, la creciente del Río Paraná estuvo a punto de hacer fracasar la iniciativa, ya que los terrenos del islote del C.R.R. donde se debía instalar el parque de botes, las autoridades y el público, se encontraba anegado. Para sortear estos inconvenientes se recurrió a ubicar a los botes en un terreno alto sobre la margen oriental del Embudo y los jueces de llegada se ubicaron en una embarcación de Prefectura Naval Argentina. Pero aún restaba solucionar el problema de no disponer de un lugar para el público y su traslado al mismo.


El 6 de diciembre de 1919 un grupo de entusiastas practicantes del remo, y en representación del Rosario Rowing Club, Santa Fe Rowing Club, Club de Regatas Santa Fe, Club de Regatas San Nicolás, Club de Regatas Rosario y el Club Remeros Alberdi, fundaron la Comisión de Regatas del Río Paraná (actualmente Comisión de Remo Internacional del Litoral) con sede en la ciudad de Rosario y con el fin de promover la práctica del remo amateur.

La C.R.I.L., en sus 97 años de existencia, no solo se dedicó a organizar regatas o resolver problemas puramente deportivos, sino que también intervino, cuando fue necesario para mantener las relaciones cordiales entre sus clubes afiliados y tratar de tener unida a la familia del remo. Tal es el caso de la disputa que por los años 40´ se suscitó entre el Club Remeros Alberdi y el Club de Regatas Rosario por la interpretación del “Compromiso de Defensa Reciproca” suscripto por estos dos clubes y el Rosario Rowing Club.

Producto del entusiasmo de los dirigentes de aquella época, nació la idea de una cancha de remo en el arroyo Saladillo. El proyecto fue obra del arquitecto Villarruel, hijo del entonces Secretario de la Comisión, Sr. Vicente Villarruel.

Así se recurrió a contratar los servicios del barco Ciudad de Rosario para ser utilizado como transporte del público y tribuna flotante. La idea resultó todo un éxito, ya que se colmó la capacidad del barco (aproximadamente 300 personas), y la regata contó con un marco pocas veces visto, ya que a lo largo de los últimos metros de recorrido y sobre ambos lados de la cancha se ubicaron embarcaciones de todo tipo que siguieron las alternativas de cada prueba.​

Fue en esa oportunidad que circunstancialmente se encontraron Guido Ineichen y Daniel Brizuela, representantes de la Comisión y Luis Humberto Quaranta, representante del Club Náutico Villa Constitución, y de allí surgió así la idea de trazar una nueva pista de remo frente al puerto de Villa Constitución. Una delegación de la Comisión se trasladó a esa ciudad a conocer el lugar y decidió solicitar a la Asociación Argentina de Remeros Aficionados la designación como pista para la realización de Regatas Oficiales. De esta forma la C.R.R.P. contó con un nuevo escenario para regatas y el C.N.V.C. retomó a partir de entonces la práctica del remo. Dos años más tarde se hizo lo propio con la pista de remo trazada sobre aguas del lago de la represa de Salto Grande, sobre el Río Uruguay, al norte de la ciudad de Concordia.

En 1985 se decidió, dado que contaba con clubes afiliados sobre la margen del Río Uruguay y para identificarse como institución dedicada al remo, el cambio de denominación y pasó a llamarse Comisión de Remo Internacional del Litoral (C.R.I.L.).

En sus comienzos, y durante muchos años, la entonces Comisión de Regatas del Río Paraná realizaba sus reuniones en locales comerciales cedidos gentilmente por sus miembros o en instalaciones de sus clubes afiliados, en tanto que las pertenencias de la Comisión se encontraban depositadas en los domicilios de los mismos. Dado que esto acarreaba un sinnúmero de inconvenientes para su normal funcionamiento, el 30 de diciembre de 1986 se firmó el contrato de alquiler de un local, en el 1º piso de la Galería Norte, sita en Av. Alberdi 725 de la ciudad de Rosario. Posteriormente y merced a los aportes de la Asociación Argentina de Remeros Aficionados y de los clubes afiliados, el 11 de septiembre de 1987, se pudo concretar la adquisición del mencionado local, pasando a integrar el patrimonio de la Institución. Desde entonces la Comisión de Remo Internacional del Litoral tiene su sede en dicho lugar.

El 27 de mayo de 1989, bajo el apadrinamiento de la C.R.I.L., el Club Mendoza de Regatas y el Club de Remo Villa Carlos Paz fundaron la Comisión de Regatas Internacional del Centro Oeste (C.R.I.C.O.)

El XX Campeonato Sudamericano de Remo Senior y III Campeonato de Remo Junior deberían haberse llevado a cabo en Perú, pero muchos de los países participantes se negaron a concurrir a ese país aduciendo falta de seguridad por el accionar de grupos guerrilleros. Por ese motivo la Confederación Sudamericana de Remo propone a Argentina como sede de esta competencia. Enterados de esta situación los dirigentes de la Comisión de Remo Internacional del Litoral y del Club de Regatas San Nicolás comienzan a evaluar la posibilidad de postular la cancha de remo trazada frente a este club para realizar dicho evento internacional. Es así que en poco menos de 30 días se gestiona el apoyo del Municipio y de comercios de la ciudad de San Nicolás y se elaboró una carpeta con la propuesta para realizar allí el Campeonato Sudamericano en diciembre de 1990, la cual es presentada a la Asociación Argentina de Remeros Aficionados. En el mes de octubre de ese año, en una reunión especial realizada en la A.A.R.A. se procede a evaluar las dos propuestas presentadas (una de la C.R.I.L. y otra de la C.R.R.L.P.). Evaluadas las presentaciones, y en función de su contenido, se resolvió por unanimidad, otorgar la organización de esta competencia a la C.R.I.L.

Los arbitrajes siempre fueron una preocupación para la C.R.I.L., ya que consideraba que debía existir una integración mayor entre las distintas Comisiones de Regatas del país, a fin de unificar criterios de arbitraje y de aplicación del Código de Regatas y del Reglamento General de Regatas. Es por esto que la C.R.I.L., durante la presidencia del Sr. Hugo Guido Ineichen, propone a la A.A.R.A. la conformación de Jurados integrados por árbitros de todas las Comisiones de Regatas, y de un cuerpo colegiado dependiente de la A.A.R.A. a fin de definir criterios de arbitraje, preparar nuevos árbitros y mantener actualizados los existentes.

El 5 de julio de 2010, después del fallecimiento del entonces Tesorero y ex representante olímpico Don Luis Pecchenino, y tras 23 años de mandato el Sr. Hugo Guido Ineichen renuncia a la presidencia de la Comisión. Ante este panorama, con una Comisión acéfala y sin Tesorero, el entonces Secretario y única autoridad de Mesa Directiva, el Sr. Carlos Mazza, decide llamar a Asamblea Extraordinaria, para conformar la nueva Mesa Directiva que dirigiría los destinos de la Institución tras varios años de falta de realización de Asambleas Ordinarias. De esta forma, las nuevas autoridades electas fueron el Sr. Rodolfo Bartolomé Abrate (presidente), el Sr. Damián Exequiel González (secretario), y el Sr. Carlos Mazza (tesorero).

 

Desde el 2010 hasta el 2014, fue una etapa de cambios profundos y saneamiento general.

A partir del mes de septiembre de 2010, la Mesa Directiva, bajo la presidencia del Sr. Rodolfo Bartolomé Abrate, dio inicio a una nueva etapa institucional. La crisis en que se encontraba la C.R.I.L. en ese momento requirió de la inmediata puesta en marcha de un plan de saneamiento general.

En lo administrativo, el presidente junto con el secretario, Sr. Damián Exequiel González, finalizaron los trámites de personería  jurídica, entre otros tantos trámites.

En lo que respecta a las finanzas, la Tesorería debió solucionar varios y complicados asuntos. Entre las medidas tomadas, se abrió una cuenta corriente (para tener un mejor control y lograr mayor transparencia), se dio de alta el C.U.I.T. y se imprimieron las primeras facturas oficiales de la Comisión, lo que facilitó el pago de afiliaciones por parte de los clubes, y se realizaron los primeros balances en los 94 años de historia de la Institución.

En el plano edilicio, se llevó a cabo la reparación y acondicionamiento del local-sede, se repararon filtraciones, se pintó, se esmerilaron los vidrios en reemplazo de viejas cortinas, se instaló un ventilador y nueva luminaria, se instaló un equipo de calefacción, se adquirieron nuevas sillas de oficina en reemplazo de las viejas sillas de madera, y se compraron muebles para archivo y depósito de materiales.

En cuanto a los elementos, se compraron nuevas radios VHF, megáfonos, cronómetros, balanzas y se realizaron trabajos de reparación del catamarán, y mantenimiento del motor.

Asimismo, se retomó el dictado de Cursos de Árbitros Nacionales de Remo, y la realización de reuniones periódicas con distintas entidades. Tras cuatro años sin realizar Cursos de Árbitros Nacionales de Remo, en el año 2012 la Comisión dispone la realización del mismo, y es en esta edición donde logra incorporar una cantidad record para la C.R.I.L. de 6 árbitros y la incorporación de la primer árbitro mujer del Litoral: la Sra. Laura Tredici.

Durante los últimos años, la Comisión ha tenido como objetivo federalizar el remo. En este sentido, trabaja para que la mayoría de sus clubes afiliados tengan, al menos, una regata al año. Es así, que luego de muchos años se volvieron a realizar regatas en Santa Fe, Paraná, San Nicolás y Corrientes.

Una de las principales preocupaciones de la C.R.I.L. en los últimos años fue la de formar una adecuada cantidad y calidad árbitros. Es así, que durante el año 2014, cuatro de sus árbitros -Damián Exequiel González, Jorge Cesar Romero, Leopoldo Augusto Markowsky y Nicanor Martínez-, lograron obtener la licencia sudamericana, otorgada por la Confederación Sudamericana de Remo (C.S.A.R.).

A principios del 2014, la C.R.I.L. tuvo un gran acontecimiento, que fue la incorporación del Club Náutico Zárate. El 6 de diciembre del 2013, en el día del 94º aniversario de la Comisión de Remo Internacional del Litoral, el Club Náutico Zárate envía una nota a la Asociación Argentina de Remeros Aficionados solicitando incorporarse como club miembro de la C.R.I.L. Finalmente, el 13 de marzo de 2014, la A.A.R.A. acepta y aprueba el cambio de jurisdicción del C.N.Z, pasando de la Comisión de la Regata Internacional del Tigre a la Comisión de Remo Internacional del Litoral. Quedando formalizado de esta manera un vínculo que ya unía a ambas instituciones desde el sentido de pertenencia. Lo que constituyó un acontecimiento histórico para el remo argentino, debido a que por primera vez en la historia se modificaron las jurisdicciones de estas dos Comisiones de Regatas, extendiendo la de la C.R.I.L. hasta la ciudad de Zárate.

Con la incorporación del Club Náutico Zárate, la C.R.I.L. pasa a tener entre sus miembros no sólo al club históricamente más ganador, el Club de Regatas Rosario, sino que también pasa a contar con el club de remo más grande y más ganador de los últimos años. La obtención de 1.422 pruebas oficiales ganadas, 144 Campeonatos Argentinos, 17 Gallardetes de la Liga Naval Argentina y los 15 Premios de Honor de la A.A.R.A. obtenidos hablan por sí solos de la importancia y del lugar que ocupa el Club Náutico Zárate dentro del ámbito del remo nacional y sudamericano.

Posteriormente, el Campana Boat Club también solicitaría a la Asociación Argentina de Remeros Aficionados dejar de pertenecer a la Comisión de la Regata Internacional del Tigre, y pasar a ser parte de la jurisdicción de la C.R.I.L. Dicha solicitud nunca fue tratada y respondida por la A.A.R.A., pero no impidió que el C.B.C y la C.R.I.L. sigan manteniendo y estrechando sus excelentes vínculos, y el sentimiento de pertenencia del C.B.C. con la familia del remo del Litoral.

En el mes de junio de 2014, la C.R.I.L realizó por primera vez una regata de velocidad en el Litoral, la “I Regata de Velocidad CRIL”, la cual fue iniciativa del secretario que la tenía en proyecto desde hacía tiempo, para ser realizada en el Dique I del Puerto de Santa Fe, un escenario magnifico para este tipo de eventos. La regata contó con la participación especial del Club Nacional de Regatas El Mbiguá (Paraguay) y fue todo un éxito.

El 29 de agosto de 2014, en la Asamblea General Ordinaria y tras cuatro años de trabajo intenso y sumamente fructífero, el Sr. Rodolfo Bartolomé Abrate decide retirarse de la presidencia, dejando una Comisión ordenada y revitalizada. Proponiendo como su sucesor, al hasta ese entonces secretario Sr. Damián Exequiel González, para darle continuidad a la exitosa gestión. Propuesta que es aceptada y proclamada por unanimidad de los asambleístas.

El 4 de agosto de 2015, el Club Regatas Uruguay enviaría una nota solicitando afiliarse a la Comisión. Con la incorporación del Club Regatas Uruguay como nuevo miembro afiliado, la C.R.I.L. se plantea el desafío de seguir trabajando para llevar las regatas a la ciudad de Concepción del Uruguay y desarrollar el remo sobre el Río Uruguay.

CRU 0.jpg

En el mes de septiembre del mismo año, gracias a una buena administración de los recursos, la Comisión logró comprar una lancha con motor a la C.R.I.T. Esta adquisición fue la inversión más importante que realizó la Institución, después de la compra del inmueble sede en el año 1987.

 

El 30 de junio de 2017, se presentó la página web oficial de la Comisión, que se realizó por iniciativa de la Protesorera, Sra. Andrea Best, y que llevó dos meses de trabajo minucioso por parte de la presidencia de la C.R.I.L., con la recolección de información, contenido, diseño y registro del dominio cril.org.ar, y del Sr. Esteban Ferraris encargado de la edición y contratación del servicio de hosting y del webmail para los e-mails institucionales.

El 13 de noviembre de 2017, el Club Náutico Malvinas Argentinas enviaría una nota solicitando afiliarse a la Comisión. Dicha solicitud sería aceptada y aprobada por la Mesa Directiva, el día 6 de diciembre. Con lo cual el C.N.M.A. pasaría a ser formalmente miembro de la C.R.I.L.

El 9 de mayo de 2018, la institución rosarina Peña Náutica Bajada España, enviaría una nota solicitando afiliarse a la Comisión. La solicitud sería aceptada y aprobada por la Mesa Directiva, el día 8 de junio de 2018. Incorporando la C.R.I.L. su 14º club afiliado.

El día 28 de mayo del 2018, la Asociación Cordobesa de Remo envía una nota a la Asociación Argentina de Remeros Aficionados, informando su desafiliación de la Comisión de Regatas Internacional del Centro Oeste (C.R.I.C.O.) y solicitando incorporarse como club miembro de la C.R.I.L. El día 19 de junio de 2018, según consta en el Acta Nº 1625, la A.A.R.A. acepta y aprueba por unanimidad el cambio de jurisdicción de la A.C.R., pasando de la Comisión de Regatas Internacional del Centro Oeste a la Comisión de Remo Internacional del Litoral, extendiendo de esta manera la jurisdicción de la C.R.I.L. a la provincia de Córdoba.

 

Finalmente, el día 20 de julio de 2018, la Mesa Directiva de la C.R.I.L. acepta y aprueba la solicitud de afiliación de la Asociación Cordobesa de Remo. Quedando formalizado de esta manera, un vínculo que ya unía históricamente a ambas instituciones desde antes de la creación de la C.R.I.C.O. (1989), cuando la C.R.I.L. fiscalizaba las regatas que se disputaban en el Lago San Roque, y desde el sentimiento de pertenencia del A.C.R., en los últimos años, con la Familia del Remo del Litoral.

En el mes de octubre de 2018, debemos destacar la gran participación de nuestros árbitros en los Juegos Olímpicos de la Juventud, Buenos Aires 2018, quienes participaron como NTO´s (National Technical Official):  Andrea Luisa Best, Damián Exequiel González, Diego Fabián Andrada, Gastón Laureano Olmos, Guido Franco Tradotti, Julián David Vigo,  Leopoldo Nicolás Santoni, María del Mar López, María Lida Ferrera, Nicanor Martínez; quienes tras 10 días de arduo trabajo, con jornadas de 12hs, lograron superar todas las expectativas del Comité Organizador BA2018. Sin dudas, todas estas participaciones lograron avanzar en el desarrollo y perfeccionamiento de nuestro equipo de árbitros, sumando una experiencia invaluable.

Comenzando el año 2019, merece una mención especial, la designación de nuestro árbitro Damián González, como Presidente del Jurado de los IV Juegos Suramericanos de Playa, Rosario 2019, como así también las participaciones de Gastón Olmos, Laura Tredici, Nicanor Martínez y Ricardo Quintana como parte del Jurado. Evento durante el cual, la Comisión también logró sumar un nuevo árbitro sudamericano, con la aprobación del examen CSAR, por parte de Gastón Laureano Olmos.

También durante el año 2019, amerita destacarse la solicitud que realizó a nuestra Comisión, el Club Deportivo de Puerto Sajonia (Paraguay), organizador del Campeonato Sudamericano Master, Asunción 2019; para que la CRIL sea la encargada de fiscalizar dicho evento internacional. La participación en este evento ayudó a consolidar el funcionamiento de nuestro equipo de árbitros, logrando un reconocimiento internacional.

Como resultado del buen desempeño de sus árbitros y consecuencia de las excelentes relaciones mantenidas con la Federación Paraguaya de Remo, ésta última invitó en reiteradas oportunidades árbitros de la Comisión para participar de fechas del Campeonato Nacional Paraguayo, lo que demuestra que la C.R.I.L. es una verdadera “Comisión Internacional”.

"Desde 1919 federalizando el Remo"

Av. Alberdi 725 - 1° Piso Of. 32
Rosario (2000) - Santa Fe - Argentina